jueves, 30 de octubre de 2014

Y todo acaba

Quieres algo y desarollas gran ilusión,
cada día luchas por llegar a alcanzarla,
peleas con dignidad los obstáculos del camino,
aguantas golpes y palos,
injusticias y arrebatos.
Y un día, sin más, consigues tu objetivo.
Estás lleno de felicidad y alegría,
lágrimas avecinan por salir,
la emoción se nota a kilómetros.
Estás en la cumbre de la vida
y crees que es imposible caer.
Pero caes.
Caes con toda la fuerza de la gravedad,
caes como si no pudieras evitar estrellarte
y provocar una explosión,
con la fuerza de un meteorito
que se estrella contra la superficie.
Caes porque algo impide que cumplas tu sueño.
Caes porque el destino no quiere que tengas éxito.
Y lloras, lloras porque tu esfuerzo ha sido en vano,
todos tus enfrentamientos, inútiles.
Y todo parece querer quedar así.


No hay comentarios:

Publicar un comentario